Estándares

Podemos generar contenidos para una plataforma como Moodle, pero, ¿que pasa si algún día decidimos cambar de plataforma? Si no hemos utilizado contenidos estandar debemos rehacerlo o modificarlo. Sin embargo, si usamos formato estandar podemos utilizarlo en todas aquellas plataformas que usen el estandar (casi todas, actualmente).

A veces, no es necesario ni cambiar de plataforma, sólo la actualización de la misma a versiones superiores nos puede generar problemas. Añado que el estandar, genera, en ocasiones serias dificultades. Una cosa es la teoría, y otra la práctica.

 

Las características fundamentales para un estándar son:

  • Interoperabilidad
    Esta característica permite a una plataforma usar contenidos sin importar por quién y donde han sido creados, ya que sus características garantizan la compatibilidad y la inclusión en estos contenidos de ciertos elementos básicos.
  • Reusabilidad
    Los contenidos deben ser reutilizables, modificables, y estar desarrollados pensando en su uso en diferentes contextos.
  • Accesibilidad
    Los contenidos deben ser accesibles desde cualquier dispositivo y por cualquier persona.
  • Durabilidad
    El contenido debe estar preparado para sobrevivir en el tiempo, respetando los estándares, y pensando en una posible reconfiguración de estos.
  • Adaptabilidad
    Permite configurar la formación personalizándola a las diferentes personas y organizaciones dependiendo de sus necesidades.

Los más comunes son:

SCORM (Sharable Content Object Reference Model): se puede decir que es el estándar más extendido. Este estándar determina la creación de objetos pedagógicos estructurados. El uso de SCORM permite que los contenidos puedan usarse en diferentes entornos de aprendizaje. Por ejemplo, el mismo contenido SCORM puede ser usado en SAKAI y Moodle, gracias a que se han seguido las pautas SCORM en su creación.

El SCORM tiene varios principios básicos.

AICC

Este estándar e-Learning se aceptó de forma generalizada en sus orígenes.

Deja un comentario